05 Marzo - 2018

Por negligencia de los exgobernadores Amparo Arbeláez, Julio César López y Sandra Paola Hurtado embargaron por $30.000 millones las cuentas del departamento del Quindío

EL secretario de educación del departamento del Quindío, Álvaro Arias, dijo ya de quién es la obligación, este gobernador y que a nosotros no nos ha gustado heredó este problema de Amparo Arbeláez Escalante, Julio César López Espinosa y de Sandra Paola Hurtado Palacio, quienes fueron negligentes para atender los reclamos de los profesores.

Embargan las cuentas del departamento del Quindío por $30.000 millones
 
Fuente: elquindiano.com
 
El departamento del Quindío quedó prácticamente paralizado desde el viernes anterior, tras el embargo de todas sus cuentas en bancos y corporaciones, hasta por $30.000 millones de pesos. La acción fue ejecutada por el Juzgado Cuarto Oral Administrativo de Armenia, como un medio de control ejecutivo pedido por 1.300 maestros del departamento para que se cumplan las sentencias de pago de cinco juzgados administrativos de Armenia, que desde el 2005 ordenaron al departamento del Quindío pagar el retroactivo de la prima de servicios a los docentes, lo que nunca se hizo.
 
En la parte resolutiva, la providencia del Juzgado Cuarto Oral Administrativo de Armenia dice textualmente: “Primero: Decretar el embargo de los dineros, que el departamento del Quindío posea en las cuentas corrientes, de ahorro, CDT’s, fiducias públicas y/o comerciales y demás títulos valores en bancos de Occidente, Bancolombia, BBVA, Conavi, Banco Agrario, Colpatria, Bancafé, Granahorrar, Colmena, Megabanco, Superior, Banco Popular, Santander, Superior, Banco Cooperativo de Colombia, AV Villas y Davivienda, limitando el embargo a $22.913.161.648 (Veintidós mil novecientos trece millones, ciento sesenta y un mil seiscientos cuarenta y ocho pesos), por secretaría líbrese los correspondientes oficios”.
 
Esta decisión del juzgado se tomó para 800 maestros, pero ocho días antes se había asumido una similar para 500 maestros más, por $7.000 millones, lo que en total suma 1.300 maestros y un monto total del embargo por $30.000 millones de pesos. Los oficios correspondientes fueron entregados por el juzgado a todos los bancos y corporaciones el pasado primero de marzo. El juzgado, en su decisión del 27 de febrero pasado, negó la petición del embargo de los bienes inmuebles y vehículos del departamento.
 
El Juzgado Cuarto Oral Administrativo de Armenia asumió el embargo de las cuentas tras una orden del Tribunal Administrativo del Quindío, que lo conminó a atender la acción ejecutiva pedida por lo maestros, y luego de varias negativas por parte del operador judicial municipal.
 
La suma del embargo se subió a tal monto por la negligencia de los gobiernos que han pasado: Amparo Arbeláez Escalante, Julio César López Espinosa, Sandra Paola Hurtado Palacio de establecer un procedimiento adecuado para que el gobierno nacional estableciera la forma de cancelar estos dineros a través de un pacto de pagos. Como se desatendieron las providencias de los juzgados de pagar esos montos, se han causado intereses cercanos a los $10.000 millones en los doce años después de conocidas las sentencias respectivas en el 2005.
 
“En el empalme de los dos últimos gobiernos, Sandra Hurtado y Carlos Eduardo Osorio, se le notificó al secretario de Educación del gobierno departamental, Álvaro Arias, sobre la deuda que tenía el departamento y la necesidad de un acuerdo de pago, para evitar la medida extrema del embargo. Esperamos más de dos años y nada se hizo, por eso acudimos a esta figura, para rescatar un dinero al que tienen derecho legalmente los docentes del Quindío”, sostuvo el abogado y representantes de los maestros en este pleito, Yobany López Quintero.
 
Cada uno de los 1.300 maestros demandantes, recibirá en promedio unos $19 millones de pesos por el retroactivo de la prima de servicios dejada de cancelar.
 
Habla el gobernador
 
El gobernador del Quindío Carlos Eduardo Osorio Buriticá dijo a El Quindiano, que desde el mismo momento cuando llegó al cargo empezó a gestionar con el gobierno nacional el pago de este dinero. “Lo primero que hicimos fue hacerle entender al ministerio de Hacienda que esa es una responsabilidad del gobierno nacional, y no del gobierno departamental. Ya lo entendieron. Por eso, en la última mesa técnica de ajustes, quedaron claros los montos que debe pagar el ministerio de Hacienda. Nosotros, incluso, ya les pasamos las cuentas de cobro respectivo para que giren el dinero. Estamos a la espera de los desembolsos correspondientes”, sostuvo.
 
El gobernador dijo que no le molestaba el embargo que se había hecho a las cuentas, aunque va a causar traumatismos en el funcionamiento del gobierno seccional. “Creo que el reclamo de los maestros es justo, no me indigna ni me molesta, por el contrario, soy consciente de que ellos están en el derecho de reclamar lo que les corresponde por su trabajo”, aseguró.
 
Finalmente, precisó que el embargo le ayudaba al gobierno del Quindío para empujar al gobierno nacional, al ministro de Hacienda y al propio presidente Santos a girar los dineros para hacerle los pagos a los maestros.