15 Diciembre - 2016

Hay que evitar la arremetida de la ultraderecha fascista en la implementación y ejecución de los Acuerdos de paz

La disputa por la construcción de la paz se traslada ahora al terreno del Estado y sus instituciones.Hay que avanzar en los procesos de acumulacion politica, con las nuevas herramientas, para enfrentar adecuadamente el sabotaje y la arremetida de la ultraderecha fascista. Si no se acelera es bien probable que el pan se nos queme en la puerta del horno.

El componente institucional (1).
 
Por Horacio Duque
 
Para que la paz sea una realidad tangible, es prioritario iniciar ya la implementación y ejecución de los Acuerdos firmados entre el gobierno y las Farc, en los primeros días de diciembre del año en curso. La implementación es un todo orgánico y de materialización simultánea en distintos campos.
 
 
El Presidente y la parte ejecutiva del gobierno, deben hacer lo que le corresponde; el Parlamento debe trabajar, a toda marcha, para expedir las Leyes y Actos legislativos; las Farc deben hacer lo que les corresponde en su tarea de construir una agremiación política y de gestionar en el plano estatal y del gobierno lo que ha sido pactado. Por supuesto, la sociedad civil tiene grandes retos y para asumirlos es necesario conocer los detalles de los acuerdos en materia de implementación.
 
En tal sentido, vamos a tratar en detalle esta materia, mediante varios artículos, breves y pedagógicos. Iniciamos con la parte institucional y la reforma estatal que conlleva dichos desarrollos; es, justamente, en el nivel del Estado y sus instituciones donde se plantea la continuidad de la disputa entre el autoritarismo y la democracia ampliada que proyecta el Acuerdo de paz.
 
La lucha por la paz sigue su marcha y hay que irla construyendo y consolidando en el día a día, sin cruzarse de brazos, ni anticipando eventuales contratiempos que puedan ocurrir en el futuro mediato o inmediato. Todo dependerá de la correlación de fuerzas, de los acumulados políticos que se logren mediante la concreción de las transformaciones sociales, económicas y políticas.
 
Nadie ha dicho que no sobrevendrán dificultades y peores arremetidas de la ultraderecha. Pero hace cinco años las cosas eran mucho peor. Es muy probable que en el 2017 estalle una crisis fiscal o económica, porque a Santos le fracase su reforma tributaria y todo evolucione hacia una mayor profundidad de la lucha de clases, pues las masas radicalizadas exigirán soluciones muy concretas a sus problemas.
 
Hay que estar preparados para ello y adecuar las consignas de la paz a una coyuntura de esas características para medidas de mayor calado. Nada está escrito al respecto. Hay que estar preparado para que una ola popular, un movimiento social muy potente ponga las cosas en su sitio y nos obligue a plantear fórmulas innovadoras en el campo de la acción política. Formulas en las que lo de menos son los viejos repertorios de una izquierda completamente desubicada e incompetente para encauzar las revueltas sociales.
 
Pero entremos en materia.
 
La Comisión de Implementación, seguimiento y verificación.
 
El Gobierno Nacional y las Farc-EP, adoptaron un acuerdo para crear la “Comisión de Implementación, Seguimiento y Verificación del Acuerdo Final de Paz y de Resolución de Diferencias (CSVR)”.
Al día siguiente de la firma del Acuerdo Final, se proyecta, debe crearse la “Comisión de Implementación, Seguimiento y Verificación del Acuerdo Final de Paz y de Resolución de Diferencias” (http://bit.ly/2ghaDLU ), integrada por tres representantes del Gobierno Nacional y tres representantes de las Farc EP o del movimiento político que surja de su tránsito a la vida legal. La duración de la Comisión podrá ser hasta de 10 años, acordándose un primer periodo de funcionamiento hasta enero de 2019, fecha a partir de la cual los integrantes de la Comisión decidirán sobre su prorroga. Estará integrada por representantes de alto nivel del Gobierno designados por el Presidente y por plenipotenciarios de las Farc-EP, en la Mesa Conversaciones de La Habana.
 
Objetivos de la Comisión.
 
Los objetivos de la Comisión serán la resolución de diferencias; seguimiento a los componentes del Acuerdo y verificar su cumplimiento; impulso y seguimiento a la implementación legislativa de los acuerdos; informes de seguimiento a la implementación; recibir insumos de instancias encargadas de la implementación. La implementación de los acuerdos alcanzados en el proceso de paz deberá efectuarse de buena fe, atendiendo a la reciprocidad en el cumplimiento de las obligaciones aceptadas por las partes, promoviendo la integración de las poblaciones, comunidades, territorios y regiones en el país, en particular de las más afectadas por el conflicto y las que han vivido en condiciones de pobreza y marginalidad.
 
La implementación contemplará medidas y mecanismos que permitan que la participación ciudadana incida efectivamente en las decisiones de las autoridades públicas correspondientes y promuevan el diálogo entre los diferentes sectores de la sociedad, la construcción de confianza y la inclusión social. Contará con acompañamiento técnico, información y metodologías para asegurar la eficacia de la participación en la definición de prioridades y en la formulación de proyectos.
 
Será el resultado de una labor que implica el concurso y compromiso de todos y todas: las distintas instituciones del Estado, las autoridades territoriales, los agentes, organizaciones y movimientos sociales, las comunidades, los partidos políticos incluyendo la agremiación política que surja del tránsito de las Farc-EP a la actividad política legal, los excombatientes de las Farc-EP y los ciudadanos/as en general. No obstante lo anterior, el Gobierno Nacional será el responsable de la correcta implementación de los acuerdos alcanzados en el proceso de conversaciones de Paz.
 
Funciones de la Comisión de Implementación, Seguimiento y Verificación del Acuerdo Final de Paz y de Resolución de Diferencias (Csvr).
 
La Csvr tendrá las siguientes funciones:
Resolver cualquier diferencia o situación imprevista que pueda surgir en la interpretación de los acuerdos que no pueda ser resuelta por los mecanismos acordados en el punto correspondiente, cuando los haya. Los países garantes podrán contribuir a facilitar la solución de las diferencias cuando así se requiera. Servir de espacio para el manejo de cualquier situación o diferencia que se pueda presentar tras la firma del Acuerdo Final, que no implique al Mecanismo de Monitoreo y Verificación de Naciones Unidas.
 
Hacer seguimiento a todos los componentes del Acuerdo Final y verificar su cumplimiento, respetando lo establecido respecto a acompañamiento internacional y sin perjuicio de las funciones del MM&V.
 
En particular, la Csvr deberá:
 
Hacer seguimiento y verificar el cumplimiento de los compromisos establecidos en la línea de tiempo del Acuerdo Final. Constatar que el contenido de todos los proyectos de decreto, ley o acto legislativo que sean necesarios para implementar el Acuerdo Final, corresponda a lo acordado, antes de que sean expedidos o presentados, según sea el caso, por Presidente de la República.
 
Proponer borradores de normas que deban ser acordadas para la implementación del Acuerdo Final. Organizar un sistema de comisiones temáticas y territoriales para el ejercicio de sus funciones, que permita la partición ciudadana. Producir informes periódicos que evidencien de manera diferencial los avances de la implementación. De manera ocasional, podrá generar reportes temáticos, especializados o territoriales relacionados con los componentes de los acuerdos.
 
La Csvr podrá recibir insumos de las distintas instancias encargadas de la implementación de los acuerdos así como de organizaciones, universidades, centros de investigación, observatorios tanto nacionales como territoriales. Cualquier mandato o función que para su cumplimiento ordinario o prioritario se delegue en la Cvsr en el Acuerdo Final.
 
Composición.
 
La Csvr estará compuesta por tres delegados/as del Gobierno Nacional, tres delegados de las Farc-EP en proceso de reincorporación a la vida civil, y contará con el acompañamiento durante el cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo y la dejación de armas (D+180) de un delegado/a de cada uno de los países garantes, Cuba y Noruega, así como de un delegado de cada uno de los países acompañantes, Chile y Venezuela.
 
La Csvr contará con una Secretaria técnica conformada de común acuerdo entre el Gobierno Nacional y las Farc-EP para producir los informes periódicos y cumplir cualquier otra tarea que se requiera. A las reuniones de la comisión podrán ser invitados los voceros y voceras de las Farc- EP en el Congreso.
 
Csvr Ampliada.
 
Con el fin de asegurar la participación de la sociedad civil en el seguimiento y verificación de los acuerdos, la Csvr realizará de manera periódica sesiones ampliadas a las que podrá invitar al Consejo Nacional para la Reconciliación y la Convivencia y a cualquier representación de la sociedad civil que se acuerde. La Csvr presentará al Consejo y a otros representantes de la sociedad civil los avances en la implementación y recibirá toda la información que quieran aportarle.
 
Ubicación y Temporalidad.
 
La Csvr podrá sesionar inicialmente en La Habana. Su sede será Bogotá. La Csvr sesionará de forma regular con el formato indicado hasta tanto termine el Cese al Fuego y de Hostilidades Bilateral y Definitivo (D+180). Después seguirá operando por el periodo establecido en el acuerdo.
 
Composición del mecanismo de verificación y funciones.
 
El mecanismo de verificación estará compuesto por las siguientes instancias:
Notables: serán dos (2) personas de representatividad internacional, elegidas, una por parte del Gobierno Nacional y otra por parte de las Farc-EP, que tendrán las siguientes funciones: a. Realizarán los pronunciamientos públicos, en relación con los avances que se registren en la implementación de los acuerdos y puntos de discusión y controversia, todo ello en coordinación con la Comisión de Implementación, Seguimiento y Verificación del Acuerdo Final de Paz y de Resolución de Diferencias, en adelante la Csvr. b.
 
En relación con los puntos de discusión y controversia que adviertan dificultad en la implementación de los acuerdos, los notables, en coordinación con los representantes de los países que hacen parte del componente internacional de verificación, presentarán recomendaciones de solución.
 
Componente internacional de verificación.
 
El componente internacional de verificación que hace parte de la Csvr, estará integrado por un representante de cada uno de los países: Cuba, Noruega, Venezuela y Chile, que como garantes y acompañantes han estado presentes a lo largo del proceso de diálogo para poner fin al conflicto. Su participación se desarrollará sin perjuicio de las tareas de acompañamiento que cumplan para la implementación de los acuerdos.
 
El componente funcionará con los siguientes criterios: a. Se ajustará a los protocolos establecidos por la Csvr para la verificación de la implementación de los acuerdos. El protocolo se construirá con los países que integran el componente internacional. b. Coordinará con la Csvr los procesos de verificación. c. Comprobará el cumplimiento de los protocolos de implementación y verificación. d. Podrá consultar a institutos con capacidad en el terreno u otras instituciones y organizaciones de la sociedad civil que puedan aportar a la verificación de la implementación de los acuerdos.
 
e. Coordinará sus actividades con los criterios de funcionamiento y alcance que la Csvr le haya asignado al Instituto Kroc de Estudios Internacionales de Paz de la Universidad de Notre Dame, EE.UU (http://ntrda.me/2hOMo83 ). f. Rendirá sus observaciones de cumplimiento a la Csvr durante los primeros 18 meses y posterior a ello, se realizarán semestralmente, basándose en los informes del Instituto Kroc. Las observaciones de cumplimiento serán transmitidas a la Csvr y a los notables.
 
Componente técnico. El papel del Instituto Kroc.
 
El Instituto Kroc (http://ntrda.me/2hOMo83 ), con sujeción a los criterios y líneas de acción que defina la comisión de seguimiento, desarrollará entre otras, las siguientes actividades: a. Diseñará la metodología para identificar los avances de los acuerdos. b. Aportará las buenas prácticas y experiencias para un seguimiento efectivo a la implementación de los acuerdos. c. Brindará el soporte técnico de seguimiento, verificación y acompañamiento a la implementación de los acuerdos.
 
d. Construirá con rigor metodológico un modelo de evaluación y seguimiento que permita medir el cumplimiento de los acuerdos, lo suficientemente preciso y que permita en tiempo real, la toma de decisiones y los ajustes, todo ello en el marco de una lógica de mejoramiento continuo de las capacidades de ejecución en la construcción de la paz. e. Su esfuerzo de trabajo técnico podrá ser complementado con las buenas prácticas y experiencias de otras instituciones e institutos que sean convenidos por el componente internacional de verificación y aprobados por la Csvr.
 
f. Los informes, matrices y productos generados por el Instituto Kroc, tendrán como destinatario el Componente Internacional de Verificación y la Csvr, de conformidad con los criterios de confidencialidad que allí se establezcan. g. Las actividades de acompañamiento internacional y los informes de los componentes temáticos, serán tenidos en cuenta como un insumo para asegurar el seguimiento objetivo al cumplimiento de la
implementación de los acuerdos.
 
Misión política de verificación de las Naciones Unidas.
 
El Gobierno Nacional y las Farc-EP solicitarán a las Naciones Unidas a través de la Asamblea General, una Misión Política con el mandato de verificar la reincorporación de las Farc-EP y la implementación de medidas de protección y seguridad personal y colectiva.
 
Dicha misión iniciará sus actividades una vez concluya el mandato de la misión de verificación de cese al fuego y de hostilidades bilateral y definitivo. Reconociendo la importancia de contar con un mecanismo internacional de verificación que asegure la implementación de lo pactado en materia de reincorporación y garantías de seguridad, el Gobierno Nacional y las Farc-EP, consideran que el sistema de verificación que se ponga en marcha debe asegurar su funcionamiento por un período de tres (3) años, renovables si fuera necesario.
 
El Gobierno Nacional enviará una comunicación al Secretario General de las Naciones Unidas, solicitando el apoyo requerido para los fines de este acuerdo. Los contenidos de los textos a verificar de los acuerdos son los siguientes: Acuerdo 3.2. Reincorporación de las Farc-EP a la vida civil -en lo económico, lo social y lo político- de acuerdo con sus intereses.
 
Los contenidos del Acuerdo que deberán ser verificados especialmente son: a. Reincorporación política b. Garantías para el nuevo partido o movimiento político que surja del tránsito de las Farc-EP a la vida política. c. Reincorporación económica y social. Acuerdo 3.4. Garantías de seguridad y lucha contra las organizaciones criminales responsables de homicidios y masacres o que atentan contra defensores/as de derechos humanos, movimientos sociales o movimientos políticos, incluyendo las organizaciones criminales que hayan sido denominadas como sucesoras del paramilitarismo y sus redes de apoyo, y la persecución de las conductas criminales que amenacen la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz.
 
Los contenidos del Acuerdo que deberán ser verificados especialmente son: a. Medidas de protección, seguridad personal y colectiva b. Sistema Integral de Seguridad para el Ejercicio de la Política, en especial para los integrantes de las Farc-EP y sus familias. c. Los Programas Integrales de Seguridad y Protección para las comunidades y organizaciones en los territorios. d. La Misión deberá ser de carácter político y estar compuesta por personal desarmado y con experiencias en Derechos Humanos.
 
Calidades del verificador.
 
El verificador, entendido para efectos de este acuerdo, como todo participante que integre el mecanismo, deberá comprometerse con la confidencialidad de todo el proceso de la implementación de los acuerdos, estará fuera de la controversia y la opinión pública respetando los criterios y orientaciones que para el proceso de comunicación determine el mecanismo, y en todo caso, propenderá por encontrar soluciones que puedan contribuir al mejoramiento continuo en la implementación de los acuerdos para la construcción de la paz.
 
El Gobierno de la República de Colombia renovará el actual mandato del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos (ONU derechos humanos) por un periodo de 3 años que podrá ser renovable. Así mismo, solicitará que dentro del informe que anualmente presenta su oficina sobre Colombia, incluya un capítulo especial en relación con la implementación de los acuerdos en materia de derechos humanos.
 
Temporalidad del componente internacional de verificación.
 
La Csvr previa evaluación de la conveniencia y necesidades de verificación, recomendará al señor Presidente de la República la finalización de su funcionamiento.
 
Componente de acompañamiento internacional.
 
El acompañamiento internacional incluido en el punto 6 del Acuerdo General para el Fin del Conflicto, que trata sobre la implementación, verificación y refrendación, se entiende como el apoyo en experiencias, recursos, monitoreo y buenas prácticas, para contribuir a la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz. El acompañamiento internacional es un esfuerzo de contribución para fortalecer las garantías para el cumplimiento de los acuerdos. Deberá respetar el orden constitucional y legal de Colombia, el respeto por la soberanía interna, y el deber de garantizar los derechos humanos de los ciudadanos.
 
Se trata de apoyar y respaldar los esfuerzos conjuntos para lograr con éxito la implementación de los acuerdos. El acompañamiento internacional en los términos como se define en el acuerdo, tendrá conexión con la Comisión de Implementación, Seguimiento y Verificación del Acuerdo Final de Paz y de Resolución de Diferencias (Csvr). El Gobierno Nacional y las Farc-EP acuerdan los siguientes criterios para concretar el acompañamiento internacional:
 
Criterios generales.
 
Sobre la base de los principios internacionales de igualdad soberana, arreglo de controversias por medios pacíficos, mantenimiento de la paz, respeto a la jurisdicción interna de los Estados y respeto por el Derecho Internacional de los Derechos Humanos, el acompañamiento internacional se enmarcará en los siguientes criterios generales:
Soberanía: el acompañamiento internacional deberá comprenderse como el apoyo a los esfuerzos de Colombia para lograr con cabal éxito, la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz, respetando y acogiendo en todo caso, el principio de soberanía frente a sus decisiones en la implementación de los acuerdos.
 
El acompañamiento internacional igualmente contribuirá a que los deberes y responsabilidades del Estado definidos en el acuerdo final garanticen los derechos de los ciudadanos. Imparcialidad: se fundará en el respeto y la confianza por la institucionalidad, el contenido de los acuerdos, y los valores democráticos, como garantía para que la implementación de los mismos, contribuya a la construcción de la paz.
 
Oferta de experiencia, capacidad técnica y recursos: el apoyo del acompañamiento internacional, radica en la disposición de compartir buenas prácticas, transferir conocimiento, experiencias y recursos, para asegurar el éxito de la implementación de los acuerdos y la construcción de la paz.
 
Acompañamiento internacional.
 
Las Farc-EP y el Gobierno Nacional acordaron que se solicitará el acompañamiento internacional de los siguientes países y entidades internacionales, a la implementación de los acuerdos, en cada uno de los puntos del acuerdo general para el fin del conflicto.
 
Acuerdo Instancia de acompañamiento internacional.
1. Hacia un Nuevo Campo Colombiano: Reforma Rural Integral - Unión Europea - FAO - Vía Campesina
2. Participación política: apertura democrática para construir la paz - Unasur, Suiza y el Instituto Holandés para la Democracia Multipartidaria - Nimd.
3.1. Reincorporación - Unión europea - Unesco - Pnud - Oclae (Organización Continental Latinoamericana y Caribeña de Estudiantes).
3.2.El Gobierno Nacional coordinará la revisión de la situación de las personas privadas de la libertad, procesadas o condenadas, por pertenecer o colaborar con las Farc-EP. - Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos.
3.3. Lucha para el desmantelamiento de organizaciones - Unodc y Estados Unidos
3.4 Unidad especial de investigación - Estados Unidos - Unión Europea
3.5. Garantías de seguridad y personal - Estados Unidos - Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos.
4. Solución al problema de las Drogas Ilícitas - Unodc - Comisión Global de Drogas
5. Víctimas Derechos Humanos de las víctimas - Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos. - Cicr - Ictj - Podrán ser invitadas por la Csvr, otras instituciones que realizan acompañamiento internacional. Unidad de búsqueda de desaparecidos - Suecia – Cicr.
Conclusión.
Como se puede concluir en este componente de la implementación está prevista toda una malla institucional alternativa para procurar la materialización los acuerdos y consensos de paz. Es lo que debe ocurrir con otras instancias de dimensión gubernamental previstas para respaldar las acciones concretas de la paz. Me refiero a la ‘Comisión Nacional de Garantías de Seguridad’, la ‘Unidad Especial de Investigación’, el ‘Sistema Integral de Seguridad para el Ejercicio de la Política’, o el ‘Programa Integral de Seguridad y Protección para las Comunidades y Organizaciones en los Territorios’, las cuales dependerán de la legislación que expida el Congreso en desarrollo de sus competencias y según el fast Track aprobado por la Honorable Corte Constitucional el dia de ayer martes 13 de diciembre.
Nota 1. Un grupo de 900 maestros del Quindío han tomado la decisión de conformar un Frente Amplio por la democracia sindical para resolver la difícil problemática del Suteq a la que ya se hacía mención con anterioridad ( Ver http://bit.ly/2hx1Arc ).
Nota 2. Paz en la tumba de Juan Daniel Jaramillo. Fuimos compañeros de Universidad y a pesar de nuestras discrepancias ideologicas comportimos una buena amistad (http://bit.ly/2huLYHs ). Pueden leer también en colombiaparatodos.net