25 Noviembre - 2015

Colombia en jaque mate con la salud

Las EPS no pagan, están endeudas, nadie sabe qué hacen con los dineros que no llegan a los hospitales, el San Juan de Dios está en crisis, le adeudan más de $54.000 millones, quién responde por sus pacientes. El pasado 18 de noviembre, los funcionarios del San Juan de Dios marcharon en contra de las EPS por las millonarias deudas. Según el gerente Jairo López Marín, las entidades que más cartera tienen son Caprecom con $15.000 millones, Cafesalud con $13.000 millones y Asmetsalud con $10.000 millones. “Solo esas tres EPS, que son régimen subsidiado, deben $38.000 millones, el resto está repartido entre las contributivas, de las cuales las que más mora tienen son Saludcoop, Coomeva y Salud Total”, afirmó.

Las EPS deben más de $54.000 millones al San Juan de Dios
 
Además informó que hace varios meses que dejó de atender los usuarios de Caprecom, ya que desde mediados del año no ha recibido ni un solo giro. “Esta entidad en específico tiene un problema bien grave. Hace meses no paga ni un solo peso, facturamos $1.000 millones y vamos a ver los giros directos y nos muestra $0. Por eso tuvimos que cerrar la atención, sin embargo, hay afiliados de ellos que tenemos hospitalizados y les brindamos todo lo que requieren, siempre de cuenta nuestra. Ya ni siquiera nos atienden los requerimientos para las conciliaciones”.
 
A pesar de estas cifras, López Marín aseguró que tiene suficientes recursos para operar hasta el 31 de diciembre de este año, incluso habló de un superávit de $1.000 millones. “Yo puedo dar un parte de tranquilidad a los quindianos en cuanto al funcionamiento del centro asistencial. Todavía tenemos recursos para pagar insumos y personal hasta el 31 de diciembre, ya el otro año miraremos que es lo que tenemos para trabajar y cómo lo vamos a hacer. Esto es gracias a que en el 2014 pasamos con un superávit de $21.000 millones, eso fue lo que nos permitió seguir atendiendo. Para este final de año el superávit está por los $1.000 millones, lo que quiere decir que nos gastamos $20.000 millones”.
 
Añadió: “Yo creería que si las cosas siguen así, en un periodo de 6 u 8 meses, el hospital San Juan de Dios entraría en una crisis seria que podría afectar su funcionamiento y por ende a los habitantes del Quindío”.
 
Por Tatiana Palacio Mejía