21 Junio - 2019

Acciones que garantizan agua potable y mantienen el suministro dentro de los estándares aprobados por el Irca: EPA

EPA ESP realiza permanentemente el lavado de unidades de la Planta de Tratamiento de Agua Potable, Ptap. Con el fin de garantizar que el agua que se distribuye a los más de 102 mil usuarios cumpla con las más exigentes condiciones de calidad, aptas para el consumo humano, Empresas Públicas de Armenia ESP en su Planta de Tratamiento de Agua Potable – PTAP, realiza permanentemente la limpieza a cada una de las unidades donde se procesa este recurso, además de un monitoreo constante del sistema de producción.

 
EPA ESP realiza permanentemente el lavado de unidades de la Planta de Tratamiento de Agua Potable – PTAP
 
Por comunicaciones EPA ESP.
 
Jorge Hernán Sánchez, Gestor de Captación y Tratamiento de EPA ESP explicó detalles del mantenimiento. “La limpieza de cada una de las unidades del proceso la hacemos de manera periódica, dependiendo del estado de saturación de las unidades y teniendo en cuenta además las condiciones climáticas y las características fisicoquímicas del agua cruda que nos esté llegando de la bocatoma. Tenemos un personal de mantenimiento, el cual se encarga de realizar dicha actividad, cuando es necesario con el fin de evitar la afectación del sistema”.
 
Este mantenimiento es esencial debido a la importancia del proceso que se lleva a cabo dentro de las unidades, en las que se les realiza un tratamiento al agua cruda que viene desde la fuente de abastecimiento: Río Quindío.
 
Una vez ingresa a la planta, el agua pasa por cada una de las etapas que conforman el proceso de potabilización, en una de estas se aplican insumos químicos encargados de remover la turbiedad y el color del agua cruda, generando la remoción de sedimentos que quedan atrapados en las unidades, posteriormente el agua clarificada pasa a la etapa de filtración la cual se encarga de atrapar todas las partículas que no se sedimentaron en la etapa anterior.
 
Finalmente se realiza la aplicación de cloro en la etapa de desinfección, con el fin de eliminar el componente orgánico y así poder suministrar a toda la ciudad agua potable para el consumo humano con la calidad y en la cantidad requerida por nuestros usuarios cumpliendo con las exigencias de la normatividad vigente que aplica.